top of page
Buscar
  • Foto del escritorMayela Sandí

NOVIAS II: Lu Perera y Rodri Montenegro

Seguimos compartiendo historias de esperanza y amor de clientes a quienes les guardamos un aprecio especial. Continuamos la serie el relato de Luciana Perera junto con su esposo Rodrigo Perera, mejor conocidos como Lu y Rodri, quienes hoy están cumpliendo DOS AÑOS DE SER UNA FAMILIA INCREÍBLE.

La familia Montenegro Perera

LU y RODRI


Nosotros somos Lu y Rodri, una pareja sencilla, transparente y sobretodo divertida. Rodri y yo somos mejores amigos desde hace 13 años, y creo que no es sorpresa como luego de 5 años de relación nos casamos súper jóvenes (¡yo tenía 22 años!).

Nos comprometimos en una tarde de enero, yo no me lo esperaba para nada, pero al mismo tiempo cuando iba manejando para mi casa ese día después de trabajar sentí como en la panza y en mi corazón como “hoy es el día” pero pensé que estaba loca. Rodri planificó por toda mi casa diferentes mensajitos que me llevaban al jardín, y fue ahí, con una fogata y luces de feria dónde tomamos una de las decisiones más lindas de nuestras vidas.


A pesar que no me lo podía ni creer de la emoción, teníamos que ponernos a planear. Sabíamos que no queríamos un compromiso muy largo, por lo que nos pusimos a analizar distintos venues de forma maratónica y una vez que nos decidimos por el lugar (Costa Rica Country Club), seleccionamos una fecha a mediados de año. Teníamos alrededor de 5 meses para organizar todo.


Queríamos que fuera todo un poco minimalista pero muy romántico. Con luces, cortinas blancas, flores chiquititas y que las plantas verdes fueran suaves, como el eucalipto. Entonces tocaba encontrar quién podía hacer realidad estas ideas, en medio de un mercado tan competitivo y con gente súper capaz. Pero la verdad es que el trabajo se nos hizo fácil una vez que recordamos que Charlie, uno de nuestros mejores amigos, es el hijo de Mayela.


Nos pusimos a evaluar más del trabajo de ella por medio de redes sociales y su website, y se hizo muy natural para notros saber que queríamos trabajar con ella, cuando además de la calidad de sus bodas, también consideramos la persona que crió en su hijo. Esos pequeños grandes detalles también te dicen mucho de la persona con la que querés trabajar para el día más importante de tu vida a la fecha.


Cuando analizamos el trabajo de doña Maye y su versatilidad como decoradora, supimos que podía adaptarse al look-and-feel que estábamos buscando. Si a esto le agregamos el hecho que doña Maye es una persona cercana, que le pone demasiado amor y se adapta demasiado a los “requerimientos” que uno tenga, hace que el proceso sea fluido y sin dolor.


Cuando llegó el día de la boda, lo disfrutamos muchísimo. Yo soy todo lo contrario a una bridezilla, solo quería que todo se viera bien desde un punto de vista estético, pero sin duda alguna, llegar al salón tan precioso con mis papás al lado fue algo inigualable. Todo fue el marco perfecto para compartir con nuestros amigos y familia el compromiso que hacíamos entre nosotros y Dios.



Quiero ir cerrando recordándoles que el proceso más importante antes de casarse no es cuáles flores elegir, ni cuáles sillas poner el día de la boda, sino ver para adentro y prepararse para estar casado el resto de la vida y entender qué significa el matrimonio. Una vez que hayan interiozado esto, nuestro único consejo es que disfruten TODO: elegir las flores, probar la comida, elegir la música... esto se pasa rapidísimo.


Solo nos queda agradecer a Maye y el resto del equipo de MS por habernos ayudado a darle forma y vida a ese 30 de junio de 2016 tan mágico y especial.


- Lu y Rodri

75 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page