top of page
Buscar
  • Foto del escritorMayela Sandí

¿Qué hacer si debo posponer mi evento?

Definitivamente nadie planea un evento pensando en la posibilidad de postergarlo por ninguna razón, pero dada la circunstancia que todos estamos viviendo (pandemia global), es una realidad para muchas personas.


Si sos de esas personas, lo sentimos mucho. Te entendemos, nosotros también lo estamos experimentando. Como decoradores y planeadores de eventos sabemos la ilusión, el trabajo, la inversión de tiempo y dinero en planear ese día tan especial, y la idea de posponerlo y que no salga como lo imaginábamos puede llegar a ser muy abrumadora.


Pero en medio de tanta incertidumbre, queremos ayudarte para que podás ir trabajando en lo que sí está a tu alcance con el fin de que llevés a cabo ese evento con el que tanto has soñado. Para ello te brindamos estos cinco tips:


"Al mal tiempo, buena cara"

1. “Manos a la obra”

Utilizá este tiempo en contactar a los proveedores para mantenerse informadas ambas partes. Con tantas personas en tu misma situación entre más rápido y proactivamente actúes vas a tener mayor oportunidad de reprogramar con tiempo y contar con distintas opciones.


2. “Apoyate en otros”

Hay una frase que dice: "nadie puede planear un evento por su cuenta", por tanto, nadie puede posponerlo sin ayuda. Apoyate en tus familiares o amistades en tareas pequeñas tales como: llamar a los invitados, negociar con proveedores, buscar alternativas, entre otras. Nosotros como Mayela Sandí Decoradora nos encantaría ser tu soporte y ayudarte con este nuevo reto.


3. “Cambio de planes: avisale a tus invitados”

Entre más pronto informés a tus invitados sobre el estatus del evento, más agradecidos se mostrarán. No esperés a tener nueva fecha, informales desde ya por medios como: llamada telefónica, correo electrónico, invitación digital, Whatsapp... de la puesta en pausa de tu evento y avisales que apenas tengás los nuevos detalles te estarás comunicando para informarles.


4. “¿Necesito un planificador de eventos?"

Si ya tenés una persona a cargo, continuá trabajando con ella; si no, es un buen momento para buscar a un profesional, porque esta es una circunstancia inusual y esa persona te va a ahorrar el estrés asociado para que podás disfrutar el proceso con todo y sus eventualidades.


5. “Mantené una mente abierta”

El ser flexibles y adaptables a las circunstancias nos aliviana la carga entre tanto caos, también, nos permite tomar decisiones racionales y conscientes. Más allá de los detalles del evento, se trata de realizarlo en compañía y disfrute de tus seres queridos; así que enfocate en lo positivo.


Esperamos que estos tips te ayuden y si tenés alguna duda estamos deseosos de acompañarte y asesorarte en este reto para que cumplás ese evento con el que siempre has soñado.


-Mayela Sandí

548 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Commentaires


bottom of page